Sistema de Información Esencial en Terapéutica y Salud

@SIETES7

Última actualización: 30/3/2020
SIETES contiene 92954 citas

 
Ref. ID 94758
 
Tweet
Pirmohamed M. Drug-grapefruit juice interactions
British Medical Journal (BMJ)
12 de enero 2013
Volumen 346 nº 7890 página(s) 9

El efecto inhibidor de la metabolización de fármacos por la vía del CYP3A4 del jugo de pomelo fue descrito por primera vez hace 20 años, a raíz de una observación casual en un paciente que recibía tratamiento con felodipina. En una revisión reciente se incluyeron más de 85 fármacos cuya farmacocinética puede ser alterada por el jugo de pomelo.

Se conocen dos mecanismos de interacción farmacológica con el jugo de pomelo. El primero es la inhibición irreversible del CYP3A4 por furanocumarinas presentes en el jugo de pomelo (como por ejemplo la 6’,7’-dihidroxibergamotina), principalmente en la pared intestinal. El CYP3A4 interviene en la metabolización de alrededor de un 50% de los fármacos, lo que implica que el jugo de pomelo puede modificar la farmacocinética de un gran número de fármacos. Se reduce su metabolización de primer paso, en consecuencia aumenta su biodisponibilidad, en ocasiones en más de 700% (por ejemplo con simvastatina). Dado que la inhibición es irreversible, el efecto puede durar más de tres días.

La interacción puede ser inducida por el consumo de jugo de pomelo recién exprimido, jugo de concentrado (basta con 200 mL) o la fruta. Parece ser que el consumo regular del jugo de pomelo tiene un efecto más pronunciado sobre la cinética del fármaco.

Se citan un caso de inhibición de la metabolización de amiodarona, que dio lugar a alargamiento del QT y torsade de pointes, y otro de rabdomiolisis tras la ingesta con atorvastatina.

El segundo mecanismo es la inhibición de una de las proteínas de la familia de transportadores hacia el interior de la célula (polipéptido transportador de aniones orgánicos, OATP); parece que es causado por flavonoides como naringina y hesperidina presentes en el jugo de pomelo. El efecto neto es una reducción de la biodisponibilidad. A diferencia de la inhibición del CYP3A4, la inhibición del OATP muestra una clara asociación entre volumen (dosis) y respuesta, es de naturaleza competitiva y la inhibición dura unas horas. Por lo tanto la interacción se evita si transcurren 4 h entre la ingesta del jugo de pomelo y la del fármaco. Fármacos afectados por este mecanismo son aliskiren, celiprolol, fexofenadina y ciprofloxacina.

Las consecuencias clínicas finales de ambas interacciones dependen del fármaco implicado, su biodisponibilidad, el nivel basal de expresión del CYP3A4 y el OATP, la cantidad de jugo consumido y la frecuencia de su toma y las características del mismo zumo de pomelo (según origen geográfico, madurez, procedimiento de manufactura y variabilidad estacional).

Tiene más importancia la inhibición del CYP3A4 que la del OATP. En una tabla se indican los fármacos de uso común afectados por estas interacciones.

La inhibición del CYP3A4 afecta la farmacocinética de anticoagulantes (apixabán, rivaroxabán), antiarrítmicos (amiodarona, propafenona, dronedarona), bloqueadores de los canales de calcio (verapamilo, amlodipina, felodipina, nifedipina, nicardipina), fármacos de acción central (carbamacepina, pimocida, quetiapina, buspirona, triazolam), citotóxicos (nilotinib, sunitinib, lapatinib), inmunosupresores (ciclosporina, tacrólimo, sirólimo), y estatinas (atorvastatina, simvastatina).