Sistema de Información Esencial en Terapéutica y Salud

@SIETES7

Última actualización: 30/3/2020
SIETES contiene 92954 citas

 
Ref. ID 85474
 
Tweet
Krum H, Abraham WT. Heart failure
The Lancet (Lancet)
14 de marzo 2009
Volumen 373 nº 9667 página(s) 941-55

En esta revisión sobre insuficiencia cardíaca (IC) hay información sobre su epidemiología. Dado que la IC es un síndrome, las definiciones son imprecisas, y en consecuencia las estimaciones sobre su prevalencia son variables. Además, la información se limita a los países desarrollados, aunque parece ser que la prevalencia de la enfermedad en los países en desarrollo va en aumento.

La prevalencia aumenta considerablemente con la edad. Es rara en menores de 50 años. En un estudio transversal en Estados Unidos en mayores de 45 años, la prevalencia fue de 2,2% (0,7% en la franja de 45-54 años, y cifra máxima de 8,4% en la de 75 años o más). Los resultados de estudios similares en poblaciones similares confirman estas cifras. Hay disfunción sistólica ventricular izquierda asintomática en alrededor de la mitad de los pacientes con disfunción ventricular sistólica.

La prevalencia de la IC con fracción de eyección sistólica preservada depende mucho de cómo se define este síndrome, lo que constituye un motivo de controversia. Las alteraciones de la función diastólica aumentan de manera más pronunciada con la edad que la disfunción ventricular sistólica, siendo su prevalencia de hasta 15,8% en mayores de 65 años, según criterios ecocardiográficos europeos. En el estudio citado realizado en Estados Unidos, se observó que un 44% de las personas con IC presentaban una fracción de eyección de más de 50%. Además, un 7,3% de las personas de más de 45 años presentaban disfunción diastólica de grado moderado o grave.

Los estudios sobre incidencia de la IC son escasos. En el estudio de Hillingdon West London, la incidencia en una población de 45-55 años fue de 0,2 por 1.000 y año, y alcanzó una cifra de 12,4 por 1.000 y año en los mayores de 85 años. Esta estimación se basó en el número de ingresos hospitalarios y de pacientes remitidos con sospecha de IC, más confirmación diagnóstica por un grupo de cardiólogos. En el estudio de Rotterdam la incidencia fue algo más alta: de 44 por 1.000 y año en mayores de 85 años.

En los últimos 20-30 años la incidencia de IC ajustada por edad no ha disminuido, a pesar de que se ha mejorado el tratamiento de sus factores causales (sobre todo el infarto de miocardio). Las posibles razones de esta falta de reducción de su incidencia serían un aumento de la frecuencia de los factores de riesgo de IC, como diabetes y obesidad. Dado el envejecimiento progresivo de la población, se espera un aumento importante de la incidencia de la enfermedad no ajustada por edad.

En los últimos años el número de ingresos hospitalarios por IC ha aumentado de manera considerable, pero parece haberse establizado, no se sabe con certeza si debido a ma mejora de su tratamiento.

Alrededor de dos terceras partes de la carga económica causada por la IC se debe a los ingresos hospitalarios. En un estudio, un 44% de los pacientes que habían ingresado en hospital a causa de IC fueron reingresados en los 6 meses siguientes.

En este artículo también se revisan la fisiopatología, el diagnóstico, el tratamiento no farmacológico (actividad física, restricción de sal, evitación de la obesidad y apoyo psicosocial), el tratamiento farmacológico, el tratamiento con dispositivos (marcapasos aurículo-biventricular sincronizado, desfibriladores implantados y dispositivos de asistencia ventricular izquierda), tratamientos quirúrgicos (trasplante de corazón, revascularización en caso de IC isquémica, tratamiento de la regurgitación mitral funcional y reconstrucción ventricular), la insuficiencia cardíaca aguda (y su tratamiento farmacológico con vasodilatadores como nitroglicerina, nitroprusiato o nesiritida), la IC con fracción de eyección preservada, el tratamiento paliativo y las perspectivas futuras.

En el apartado sobre tratamiento farmacológico, se incluye una tabla de resumen de los ensayos clínicos en diferentes subpoblaciones de pacientes:

- Prevención de la disfunción ventricular izquierda y la IC: HOPE (ramipril frente a placebo) y SOLVD Prevention (enalapril frente a placebo).

- Tratamiento de la IC sistólica leve a moderada: DIG (digoxina frente a placebo), SOLVD-Treatment (enalapril frente a placebo), CIBIS-II (bisoprolol frente a placebo), MERIT-HF (metoprolol frente a placebo), CIBIS-III (bisoprolol frente a enalapril), Val-HeFT (valsartán frente a placebo), COMET (carvedilol frente a metoprolol), CHARM-Added (candesartán frente a placebo), ATLAS (lsinopril a dosis bajas frente a lisinopril a dosis altas), SENIORS (nebivolol frente a placebo), CORONA (rosuvastatina frente a placebo).

- Tratamiento de la IC grave: RALES (espironolactona frente a placebo), CONSENSUS (enalapril frente a placebo), COPERNICUS (carvedilol frente a placebo).

- Tratamiento de la IC con fracciónd e eyección preservada: CHARM-Preserved (candesartán frente a placebo), PEP-CHF (perindopril frente a placebo).

- Tratamiento de comorbididades de la IC: ANDROMEDA (dronedarona frente a placebo) y AF-CHF [control del ritmo con incremento de bloqueador ß-adrenérgico (sotalol) o digoxina con o sin ablación del nódulo AV y marcapasos permanente, frente a antiarrítmico (amiodarona) con o sin cardioversión eléctrica, con o sin sotalol o dofetilida como tratamiento de mantenimiento].
AF-CHF, AINE, AMIODARONA, ANDRÓMEDA, ANTAGONISTAS DE LA ANGIOTENSINA, ANTIARRÍTMICOS, ANTICUERPOS, ANTICUERPOS MONOCLONALES, ANTIDEPRESIVOS, ANTIDEPRESIVOS TRICÍCLICOS, ATLAS, BISOPROLOL, BLOQUEADORES BETA-ADRENÉRGICOS, BLOQUEADORES DE LOS CANALES DE CALCIO, CANDESARTÁN, CARDIOLOGÍA, CARDIOPATÍA ISQUÉMICA, CARVEDILOL, CHARM-ADDED, CHARM-PRESERVED, CIBIS II, CIBIS III, CIRUGÍA, COMET, CONSENSUS, CONTRAINDICACIONES, COPERNICUS, CORONA, CORTICOIDES, COX1/COX2, DESFIBRILACIÓN, DESFIBRILADORES, DIABETES, DIAGNÓSTICO, DIGITÁLICOS, DIGOXINA, DILTIACEM, DISFUNCIÓN VENTRICULAR, DOFETILIDA, DOSIFICACIÓN, DOXORRUBICINA, DRONEDARONA, ECC, ECONOMÍA DE LA SALUD, EDAD, EFECTOS INDESEADOS, EI, ENALAPRIL, ENALAPRILO, ENDOCRINOLOGÍA, ENSAYO CLÍNICO, EPIDEMIOLOGÍA, ESTATINAS, FACTORES DE RIESGO, FARMACOECONOMÍA, FISIOPATOLOGÍA, GLITAZONAS, HIPOCOLESTEROLEMIANTES, HIPOGLUCEMIANTES ORALES, HIPOLIPEMIANTES, HOPE, HOSPITAL, HOSPITALIZACIONES, IAM, ICC, IECA, INCIDENCIA, INGRESOS, INSUFICIENCIA CARDÍACA, LDC, LISINOPRILO, MARCAPASOS, MDC, MERIT-HF, METOPROLOL, NEBIVOLOL, NESIRITIDA, NITROGLICERINA, NITROPRUSIATO, NOTABLE, OBESIDAD, ONCOLOGÍA, PAÍSES EN DESARROLLO, PEP-CHF, PERINDOPRIL, PREVALENCIA, PRODUCTOS SANITARIOS, PSICOFÁRMACOS, QUIMIOTERÁPICOS ANTINEOPLÁSICOS, RALES, RAMIPRILO, RCT, REUMATOLOGÍA, REVISIÓN, ROSUVASTATINA, SENIORS, SOLVD I, SOLVD II, SOTALOL, TIAZOLIDINDIONAS, TRASTUZUMAB, TRATAMIENTO, TRATAMIENTO ADYUVANTE, TRATAMIENTO AMBULATORIO, TRATAMIENTO DE MANTENIMIENTO, TRATAMIENTO INICIAL, TRATAMIENTO INTENSIVO, TRATAMIENTO NO FARMACOLÓGICO, TRATAMIENTO SINTOMÁTICO, TRICÍCLICOS, VAL-HEFT, VALSARTAN, VASODILATADORES, VERAPAMILO