Sistema de Información Esencial en Terapéutica y Salud

@SIETES7

Última actualización: 5/4/2020
SIETES contiene 92957 citas

 
Ref. ID 68740
 
Tweet
Sack DA, Sack RB, Nair G B, Siddique AK. Cholera
The Lancet (Lancet)
2004
Volumen 363 página(s) 223-33

La infección intestinal por Vibrio cholerae da lugar a la pérdida de grandes volúmenes de heces acuosas, lo que determina deshidratación y shock de progresión rápida. Sin un tratamiento rehidratante adecuado y suficiente, el cólera grave produce la muerte en alrededor de la mitad de los afectados. La toxina colérica, que es un potente estimulante de la adenilciclasa, hace que el intestino segregue líquido acuoso rico en sodio, bicarbonato y potasio, en volúmenes que exceden en mucho la capacidad intestinal de absorción. El cólera se ha diseminado desde el subcontinente indio, donde es endémico, a casi todo el planta en siete ocasiones en los últimos 185 años. En los últimos 35 años, el V cholerae de serogrupo 01, biotipo El Tor, se ha desplazado desde Asia, para causar pandemias de la enfermedad en África y Sudamérica. En 1992 apareció un nuevo serogrupo, el 0139, en el sur de Asia, en donde se ha convertido en endémico y amenaza iniciar la próxima pandemia. La investigación sobre el tratamientod e los casos de cólera condujo al desarrollo del tratamiento de rehidratación para las diarreas deshidratantes en general, y al uso de las soluciones de rehidratación por vía intravenosa y por vía oral. Se calcula que el tratamiento adecuado de los casos ha reducido la mortalidad por enfermedades diarreicas en unos 3 millones de casos al año, en comparación con veinte años atrás. Se creía que la vacuna no tenía ningún efefcto sobre el cólera, pero las nuevas vacunas administrables por vía oral se están mostrando muy prometedoras