Sistema de Información Esencial en Terapéutica y Salud

@SIETES7

Última actualización: 25/5/2020
SIETES contiene 93010 citas

 
Ref. ID 103571
 
Tweet
Ritchie A, Singanayagam A. Immunosuppression for hyperinflammation in COVID-19: a double-edged sword?
The Lancet (Lancet)
24 de marzo 2020
página(s) 1

Se comentan las propuestas de probar la eficacia de fármacos como corticoides e inhibidores de la cinasa de Jano (JAK) en el tratamiento de la infección por COVID-19 cuando hay una respuesta inflamatoria exageradamente intensa.

En los pacientes con este curso clínico, una inmunosupresión de amplio espectro podría no ser recomendable. Se deben comparar los efectos antiinflamatorios beneficiosos con los posibles efectos indeseados resultantes de inhibir la inmunidad antivírica, con lo que se retardaría la limpieza de virus del organismo y se podría perpetuar la enfermedad. De hecho, los resultados de numerosos estudios en la especie humana y en animales indican que la inmunosupresión con corticoides (tanto inhalados como por vía sistémica) afectan la inducción de las respuestas antivíricas con interferón de tipo 1 frente a una amplia variedad de virus, respuestas que son de esperar en el contexto de una COVID-19. Es de esperar que los tratamientos con inhibidores de la cinasa de Jano tengan los mismos efectos. La señalización JAK-STST constituye uno de los principales componentes de la vía del interferón 1.

Se ha demostrado que tofacinib inhibe la producción de interferón alfa in vitro.

La supresión del interferón y de otros mediadores (por ej., la interleucina 6) también puede promover la infección bacteriana secundaria, y complicar todavía más el curso clínico.