Sistema de Información Esencial en Terapéutica y Salud

@SIETES7

Última actualización: 7/7/2020
SIETES contiene 93061 citas

 
Ref. ID 103180
 
Tweet
Sainato M. Las farmacéuticas disparan el precio de la insulina y obligan a los estadounidenses a escoger entre techo o medicamentos
eldiario.es (eldiario.es)
24 de septiembre 2019
página(s) 18

El monopolio que detentan unas pocas empresas (Novo Nordisk, Sanofi, Lilly) sobre la insulina ha dado lugar a sucesivas "renovaciones" de los preparados, siempre a precios más altos que las versiones anteriores, y a un aumento continuado de los precios.

La situación en EEUU ha llegado a un punto surrealista: una ampolla, una sola, de insulina puede costar más de 500 $.

Los subtítulos del artículo son los siguientes:

El precio de la insulina se ha triplicado entre 2012 y 2016: los costes de producción de una ampolla se calcula que están en torno a los 5 dólares, y las farmacéuticas cobran hasta 540 dólares por ampolla.

"Las farmacéuticas aumentaron el precio de la insulina hasta quitarle la vida. La hicieron tan inaccesible que no tuvo opciones", cuenta la madre de uno de los fallecidos por la imposibilidad de acceder al medicamento.

En 1922, los científicos canadienses que descubrieron la insulina vendieron la patente a la Universidad de Toronto por un dólar con la esperanza de ayudar a curar la diabete

Así comienza el artículo:

"Jada Renee Louis, de la ciudad de Newport News, Virginia, murió el 22 de junio de 2019, una semana después de ser atendida de emergencia en un hospital por un cuadro de cetoacedosis diabética, una grave complicación provocada por la falta de insulina, y una úlcera en el pie. Tenía 24 años. Diagnosticada con diabetes tipo 1, Louis, que no tenía seguro de salud, no podía pagar las dosis que necesitaba de insulina, además del alquiler. Prefirió saltarse la dosis para poder seguir pagando su vivienda.

En 1922, Frederick Banting y Charles Best, los científicos canadienses que descubrieron la insulina, le vendieron la patente del descubrimiento a la Universidad de Toronto por un dólar, con la esperanza de ayudar a curar la diabetes. Actualmente, una ampolla de insulina, que dura hasta 28 días una vez abierta, cuesta en Estados Unidos unos 300 dólares."

Y más adelante:

"Entre 2012 y 2016, el precio promedio de la insulina en EEUU casi se duplicó a 5.196 euros al año para personas con diabetes tipo 1. Los costes de producción de una ampolla de insulina se calcula que están en torno a los 5 dólares, mientras que las empresas farmacéuticas cobran hasta 540 dólares por cada ampolla y los estadounidenses se mueren por no poder comprarlas, sumado eso al costoso precio de los seguros de salud y otros gastos como jeringuillas y dispositivos para la medición de glucosa en sangre."

Se recoge un testimonio:

"Si analizas el sistema de sanidad de la Administración de Veteranos de Guerra de EEUU, verás que es un sistema de medicina social. Por la misma cantidad de insulina por la que yo pago 700 dólares al mes, un veterano paga 8 o cero", afirma. "En eso nos ayudaría un sistema de medicina social, entre otras cosas. Pero sin la capacidad de negociar precios, las grandes empresas farmacéuticas siempre nos tendrán entre la espada y la pared".