Sistema de Información Esencial en Terapéutica y Salud

@SIETES7

Última actualización: 18/10/2019
SIETES contiene 92826 citas

 
Ref. ID 102850
 
Tweet
Zelniker TA, Wiviott SD, Raz I, Im K, Goodrich EL, Bonaca MP, Mosenzon O, Kato ET, Cahn A, Furtado RHM, Leiter LA, McGuire DK, Wilding JPH, Sabatine MS. SGLT2 inhibitors for primary and secondary prevention of cardiovascular and renal outcomes in type 2 diabetes: a systematic review and meta-analysis of cardiovascular outcome trials
The Lancet (Lancet)
9 de noviembre 2018
página(s) 1

Los autores de este metanálisis de ensayos clínicos (EC) concluyen que en los ensayos clínicos sobre inhibidores del cotransportador de sodio y glucosa (SLGT-2) en el tratamiento de la diabetes de tipo 2 (DNID) se registró una reducción del riesgo de enfermedad cardiovascular y de enfermedad renal. Añaden que este efecto fue particularmente notable en pacientes con antecedente de enfermedad cardiovascular. Sin embargo, en realidad los resultados muestran que estos fármacos no redujeron la morbimortalidad cardiovascular y renal:

Tras la publicación del EC DECLARE-TIMI 58 (en el NEJM de 10 de noviembre), ya se dispone de tres ensayos clínicos con estos fármacos, controlados con placebo y en los que se examinaran variables cardiovasculares.

El metanálisis incluyó el citado DECLARE TIMI 58 (dapagliflocina, 17.160 participantes, de los cuales 41% con enfermedad cardiovascular, seguimiento mediano de 4,2 años), el EMPA-REG OUTCOME (empagliflocina, 7.020 participantes, todos ellos con enfermedad cardiovascular, duración mediana del seguimiento de 3,1 años), y el CANVAS Program (canagliflocina, 10.142 participantes de los cuales 66% con enfermedad cardiovascular, seguimiento mediano de 2,4 años).

Se registró una reducción de la morbimortalidad cardiovascular de 11% [HR=0,89 (IC95%, 0,83-0,96)]. En lo que parece el resultado de una tortura retorcida de los resultados, los autores afirman que este efecto fue particularmente notable en los pacientes con antecedente de enfermedad cardiovascular (reducción de 14%). En realidad, lo que ocurrió es que no se registró reducción del riesgo en los pacientes sin antecedente de enfermedad cardiovascular. La variable que más contribuyó a la reducción de la variable compuesta de morbimortalidad fue el ingreso por descompensación de insuficiencia cardíaca.

También se registró una reducción de otra variable compuesta de empeoramiento de la función renal + nefropatía terminal + muerte a causa de insuficiencia renal.