Sistema de Información Esencial en Terapéutica y Salud

@SIETES7

Última actualización: 21/7/2018
SIETES contiene 92427 citas

 
Ref. ID 102542
 
Tweet
Peckham AM, Fairman KA, Sclar DA. All-cause and drug-related medical events associated with overuse of gabapentin and/or opioid medications: a retrospective cohort analysis of a commercially insured US population
Drug Safety (Drug Saf)
febrero 2018
Volumen 41 nº 2 página(s) 213-28

El objetivo de este estudio realizado en una base de datos sanitaria entre 2013 y 2015, fue evaluar los daños para los pacientes, definidos como utilización de servicios hospitalarios o de urgencias, asociados al consumo excesivo de gabapentina, con o sin uso concomitante de analgésicos opiáceos.

Se definió como exposición a gabapentina la recepción de dos o más prescripciones de gabapentina y/o opiáceos, y su consumo durante 120 días o más.

La identificación de las cohortes se basó en umbrales de dosis diaria de 50 equivalentes a mg de morfina y 3.600 mg de gabapentina, en un seguimiento de 12 meses. Se formaron las siguientes cohortes: (1) sin exposición; (2) consumo ligeramente excesivo (dos o más prescripciones o dos o menos trimestres por encima del umbral), y (3) consumo excesivo sostenido (tres o más trimestres por encima del umbral). El uso de servicios sanitarios comprendió los 6 meses siguientes a la fecha del primer registro de consumo excesivo.

Los ingresos hospitalarios o en servicios de urgencias, tanto en su número total como en el número de los atribuidos a efectos indeseados de fármacos, mostraron una correlación con el grado de consumo excesivo, sobre todo cuando este era de más de un medicamento.

El consumo sostenido de gabapentina multiplicó el riesgo de ingreso hospitalario por todas las causas en 1,36 veces (IC95%, 1,06-1,77), el de ingreso hospitalario por efecto adverso en 1,44 veces (IC95%, 1,01-2,05) y el de ingreso por alteración del estado mental (por ej., euforia, ansiedad) en 1,86 veces (IC95%, 1,32-2,62).

El consumo sostenido de ambos tipos de fármacos cuadruplicó el riesgo de ingreso hospitalario por todas las causas, ingreso hospitalario por efectos adversos e ingresos hospitalarios o en servicio de urgencias por alteración del estado mental.

Los autores concluyen que a pesar de que los efectos del consumo excesivo sólo de gabapentina son modestos, el consumo excesivo de gabapentina con opiáceos podría incrementar el riesgo de daños y de utilización de servicios sanitarios, todo lo cual apoya las peticiones de clasificar la gabapentina como una sustancia controlada en EEUU.