Sistema de Información Esencial en Terapéutica y Salud

@SIETES7

Última actualización: 18/6/2018
SIETES contiene 92381 citas

 
Ref. ID 102133
 
Tweet
Maura G, Pariente A, Alla F, Billionnet C. Adherence with direct oral anticoagulants in nonvalvular atrial fibrillation new users and associated factors: a french nationwide cohort study
Pharmacoepidemiology and Drug Safety (Pharmacoepidemiol Drug Saf)
noviembre 2017
Volumen 26 nº 11 página(s) 1367-77

El objetivo de este estudio de cohortes en las bases de datos sanitarias de Francia fue estimar la retención en tratamiento un año después de la prescripción de dabigatrán y rivaroxabán en pacientes con fibrilación auricular (FA) no valvular y examinar asociaciones entre características iniciales de los pacientes y abandono del tratamiento.

MÉTODOS: La adhesión al cabo de un año se definió como la proporción de días de tratamiento de 80% o más durante un período de un año, desde el inicio del tratamiento.

RESULTADOS: Hubo 11.141 usuarios de dabigatrán (48% mujeres, edad media de 74 años, 35% >80 años) y 11.126 de rivaroxabán (46,5% mujeres; 74 años y 34,8% >80 años). La retención en tratamiento al cabo de un año fue de 53,3% con dabigatrán y 59,9% con rivaroxabán, cifras consistentes en numerosos análisis de subgrupos.

Se registró paso a un cumarínico en un 14,5% de los que recibieron dabigatrán y un 11,7% de los que recibieron rivaroxabán; un 10,2% y un 5,9%, respectivamente, cambiaron a otro nuevo anticoagulante.

En ambas cohortes la mortalidad en un año fue de 4,3%.

Entre los pacientes que no fallecieron o que cambiaron de anticoagulante, la retención al cabo de un año fue de 69,6% con dabigatrán y de 72,3% con rivaroxabán.

Se halló una asociación entre antecedente de cardiopatía isquémica y mayor riesgo de abandono del tratamiento en ambas cohortes.

CONCLUSIÓN: En este estudio en práctica real, en pacientes con FA No valvular, la retención en tratamiento al cabo de un año fue baja. A pesar de la introducción de los nuevos anticoagulantes, la adherencia al tratamiento sigue siendo un reto importante en los pacientes con FA.